Culpables

Golfos

Filmografia

Parque Temático

Visionarios

MAMÁ/Canadá-España-Argentina/2013
El fabuloso prólogo de MAMÁ te deja pegado a la butaca como una babosa, brillante pieza de suspense y horror que tiene valor por sí mismo y anuncia lo que está por venir: un notable ejercicio de estilo que resulta de la tensión entre la tradición absoluta (o el tópico, si preferís) y la tímida pero efectiva innovación en ciertos detalles que la elevan por encima de la rutinaria media. MAMÁ asienta sus entrañas en las esencias más clásicas del cuento de terror gótico, trufado con otros elementos argumentales (el mito del "niño salvaje", mayormente, aquí por duplicado) y un dibujo de protagonistas preciso y creíble con el que es fácil empatizar y que no son simple carne de cañón, ¡aleluya!. Si en su primer tramo la película se apropia de los códigos genéricos propios de las casas encantadas, paulatinamente la cosa deriva hacia un drama gótico con una potente carga  emocional que, en esencia, es el enfrentamiento entre dos figuras maternales: la "mater" absoluta, terrible y mitológica, y la madre "por obligación", forzada por las circunstancias a desarrollar ese sentimiento. Así, la peli cuestiona no sólo el propio concepto de maternidad (ninguna de las madres es la madre biológica de las niñas) y dibuja un interesante perfil para las propias niñas, cuyo punto de vista y capacidad de elección son fundamentales en la resolución de esta hermosa historia, una vez, eso sí, que todos los personajes masculinos desaparecen, porque sobran. Jessica Chastain toma las riendas de la función defendiendo con garras y dientes a su potente y atípico personaje en un in crescendo dramático que el bueno de Muschietti sabe dosificar con algunas secuencias brillantes que exprimen a tope la capacidad de sugerencia (atención al plano fijo de la pequeña jugando con la toalla rosa en su habitación, y cómo utiliza el movimiento de los personajes en cuadro y la profundidad de campo: magistral, o cómo juega con algo tan sencillo como el cambio de dirección de la mirada para provocar pavor) pero, lamentablemente, también con otras demasiado rutinarias (hay unos cuantos y predecibles ¡tachán! que buscan el sobresalto por la vía rápida), incluidos esos molestos secundarios (el psiquiatra, la tía estirada) que se mueven con el piloto automático y no aportan nada a la función. Un poco de grasa que no enturbia demasiado este jugoso, hermoso y sabroso solomillo gótico, al que Guillermo del Toro, productor, regala un par de frases literales de cosecha propia (las que definen la propia naturaleza del fantasma, sableadas de EL ESPINAZO DEL DIABLO) y no pocos detalles visuales (los insectos, el look de Mamá, el poderío de la mirada infantil), marcando a fuego su personal visión del relato gótico, tal y como hizo recientemente con la estupenda DON´T BE AFRAID OF THE DARK. Sólida, elegante, inquietante y sorprendentemente emocional, MAMÁ es otro paso en firme en la faceta de Del Toro como productor, y que pone en el mapa al talentoso Andy Muschietti. Para disfrutar en buena compañía, amigos.

- Lo mejor: su poética y terrible belleza, la elegante puesta en escena de Muschietti y la interpretación de todas las féminas, en especial el sobrenatural trabajo de las dos crías

- Lo peor: los molestos resortes de siempre para lograr el susto fácil y los secundarios, rutinarios y con poca chicha

  CABEZAS

2 vituperios:

Alexcore dijo...

Con las malas críticas de gente en la que confío que he escuchado lo tuyo es una bocanada de aire fresco, he recuperado la confianza en Mama, jejejeje.

Karba dijo...

Sin ser una peli redonda ni de sobresaliente, no es ni de lejos tan mala como dicen por ahí. Dale una oportunidad, que creo que te va a gustar, que ya nos vamos conociendo, jejeje...
Saludos!